Casco Histórico de Buenos Aires


La Ruta del Libro es un proyecto cultural independiente que reúne a libreros, editores e impresores del Casco Histórico de Buenos Aires con el propósito de llevar a cabo actividades que pongan en diálogo el pasado y el presente de la cultura impresa en nuestro barrio. Nos interesa dotar al presente del espesor histórico que implica concebirlo como parte de un proceso cultural con precedentes significativos, de modo que sus proyecciones futuras y adecuadas a nuestra época se inserten en la huella de un diálogo productivo con nuestras mejores tradiciones. Las actividades que desarrollamos expresan diversos aspectos de esta idea que consiste en trazar recorridos en el territorio con un compás histórico-libresco. Provistos de esta perspectiva, buscamos incidir en el presente: nos proponemos apoyar y fortalecer el importante circuito de librerías de San Telmo y Monserrat y contribuir con la difusión de la edición independiente y la bibliodiversidad en la circulación de impresos.

Nuestro proyecto se origina en el año 2018 en el contexto del programa Barrios Creativos. La primera edición tuvo lugar durante la primera semana de Octubre del 2019, en la cual desarrollamos una nutrida programación (la cual puede consultarse aquí) que culminó en una feria de librerías independientes en la Manzana de las Luces. Para realizar esas actividades no solo contamos con el apoyo de los distintos actores culturales del barrio, sino que también tuvimos el patrocinio de la Dirección General del Libro, Bibliotecas y Promoción de la Lectura, Enlace Editorial, Gerencia de Casco Histórico de Buenos Aires y la Asociación de Comerciantes del Casco Histórico, la participación y colaboración del Museo de Arte Moderno de Buenos Aires, del complejo Histórico Cultural Manzana de las Luces, de la Asociación de Libreros Anticuarios de Argentina y de la Cofradía de Librerías de San Telmo.

Impulsados por la buena respuesta del público y el apoyo recibido, entendimos que La Ruta del Libro merecía continuarse, extenderse y ampliarse. Así lo hicimos, y cerramos ese año con una importante feria en el Museo Moderno. Al año siguiente, la pandemia nos obligó a hacer un alto en los eventos presenciales. Durante ese receso, proyectamos una segunda edición que fue seleccionada por Mecenazgo Cultural y en este momento trabajamos en su realización con el apoyo de Fundación Santander, Impulso cultural, Gerencia del Casco Histórico y trabajamos junto al Museo del Cabildo y la Revolución de Mayo, el Museo Histórico Nacional y el Museo de Arte Moderno de Buenos Aires.